Balance de fin de ejercicio.

Suena: Su película, de Maldita Nerea.

Estamos llegando al momento de hacer balance de fin de ejercicio, de fin de año, sopesar los objetivos conseguidos y los que se han quedado por el camino. Yo tengo un curioso equilibrio en el que puedo presumir de logros que no pensaba que pudiera alcanzar y avergonzarme de fracasos que no estaban siquiera valorados como opción remota.

Por suerte para mí, el balance del año es positivo, aunque un poco frustrante.

En el plano académico-laboral hemos tenido que posponer el plan de acción un año por eventos muy ajenos a mi voluntad y a mi fuerza de voluntad y capacidad de estudio, concentración y persecución de metas. Pero esa es la cruz, la cara ha sido un éxito rotundo en el máster que hice el año pasado y de momento el balance de los dos que estoy haciendo este curso no van tan mal.

En el plano sentimental empecé con algo de lastre enganchado, que se liberó con éxito para cazar a otro ser inadecuado. Duró poco, porque apareció otro ser tierno y maravilloso que dejó de serlo en tiempo record. Tras convencerme de que los espanto en la primera cita he conseguido alcanzar una suerte de equilibrio entre independencia y satisfacción de necesidades bastante óptima. No me roba tiempo, me deja concentrarme en mis cosas y no tengo ninguna necesidad de plantearme de dónde venimos ni hacia donde vamos ni a qué huelen las nubes. Es mi primera experiencia de este tipo y lo llevo mejor de lo que pensaba, no por nada, sino por mi propio autoconcepto.

En el plano social genérico estoy relativamente satisfecha. Tras unos meses de altas y bajas de personitas a las que adoraba, algunas se quedaron por el camino y otras parece que vayan a acompañarme una buena temporada. Ha sido un año bastante movido aunque el equilibrio no me disgusta del todo, sobre todo porque me he sacado del mundo virtual al físico a algunas personitas que son simplemente maravillosas y encantadoras. Y una de ellas me va a proporcionar el inmenso placer de conocer, tras varios años, a un elemento desestabilizador que adoro con todas mis fuerzas y al que me muero de ganas de achuchar y acosar (sólo si se deja).

En cuanto a la familia, todo tan estupendo como siempre, es una de esas cosas que sabes que va exactamente como tiene que ir. Y que te van a apoyar aunque cometas las cagadas más enormérrimas del universo. Eso me tranquiliza y me llena de paz y de amor. Y de morriña, que llevo desde finales de octubre sin verlos. Snif.

Y en lo referente a salud, salvo pequeños inconvenientes que ya estamos encaminando, la cosa sigue estable y con saldo a mi favor. Por suerte el saldo es suficiente para no preocuparme y para mantener tranquilos a los míos.

Por lo demás, los planes para 2010 siguen sin pensar, aunque algunos están ya más que definidos en mi mente. Virgencita que me quede como estoy, que se suele decir, pero poniendo los medios para que las cosas mejoren en todos los niveles, tanto por cantidad como por calidad.

Y pensar que siempre me habían gustado los años impares mucho más que los pares… pues siento comunicar a los años impares que 2010 me lo voy a comer con papas, porque la suma de todos sus dígitos da como resultado 3, que es mi número más favorito del universo y sólo puede traerme cosas fantásticas y maravillosas. Y porque lo más importante para que las cosas salgan bien es pensar que te mereces que salgan bien, y además trabajar un poquito para conseguirlo.

A ver si en las tres semanas que quedan sigo con el mismo optimismo y con las mismas ganas, porque me ha costado un huevo levantarme del último tropezón, pero al final aquí estoy, en pie y lista para dar guerra.

Anuncios

6 comentarios

  1. Me alegro muchísimo de que al final tengas un saldo positivo. De todas formas, no cuenta sólo cómo estés al terminar el año, sino también por lo que has pasado, ya sabes, el camino y eso. Las malas experiencias al final te acaban fortaleciendo, así que tampoco deberían computar como malas de manera absoluta.

    En fin, que me alegro mucho por ti, ya podías pasarme un poquito de tu buena suerte 😛 Un besín, guapa!!!

  2. No suelo hacer balances ni propósitos… Y, como a tú, prefiero los años impares… aunque el 2010 tiene demasiada buena pinta 🙂

    En tu caso es un balance positivo y que, además, sirve para aprender… me alegro mucho!!

    Un besoteee

  3. Cuando he leído en el final de tu post, en pie y … he estado apunto de interrumpirte para decir … y con el puño en alto, igualico que la india de bailando con lobos. Pero bueno, como ya está escrito y no se puede interrumpir, aprovecho para dejar un comentario.
    Sé que es una chorrada, pero si no dejo muchos comentarios, si encima no comento, para no decir chorradas, acabaré no dejando ningún comentario 😛
    Me alegro de que hayas tenido un balance positivo, y todavía me alegra más, que afrontes el 2010 con ese optimismo.
    Un abrazo Sam.

  4. Yomis de suerte no ha habido mucho, ha sido casi todo trabajo duro y la muy zorra ha intervenido para mal. Si al menos no hubiera tenido mala suerte… en fins, hecho está.

    Acoolgirl ojalá no hubiera aprendido eso, ahora mismo sería bastante más feliz, pero bueno, aún queda lo mejor por llegar, ¿no?

    Sam tu, yo, cerveza, de este verano no pasa, así que dale duro a ese proyecto que quiero ver cómo suenan esos comentarios en directo. Sí, puede parecer acoso 🙂 y no me importa 😛

  5. Celebro muchísimo que el saldo final haya sido positivo. Hay que celebrar las ganancias y lamentarse lo mínimo por las pérdidas. Y mirando adelante, que seguro que el 2010 es infinitérrimamente mejor que el 2009.

  6. […] del año… desde una butaca no numerada. Desde la constatación de un fracaso. Desde Paraísos Desiertos. Desde Argentina y el gran blog de los […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: